Revista Ritmo

Páginas seleccionadas de la prestigiosa revista mensual de música clásica

Revista Ritmo

En portada
Accademia Bizantina
MAYO 2018 / Número 918

La Accademia Bizantina, el ensemble dirigido por el famoso clavecinista Ottavio Dantone, regresa este mes de mayo a nuestro país, con “Anonimo Veneziano”, un programa de compositores venecianos como Albinoni, Marcello, Vivaldi y Galuppi, que muestra las distintas formas del concierto italiano: el concerto grosso, el concerto ripieno y el concerto solista. El afamado conjunto barroco fundado en la ciudad italiana de Ravenna en 1983, actuará en su gira española en el Teatro Gayarre de Pamplona, la Sociedad Filarmónica de Bilbao, el Auditorio Príncipe Felipe de Oviedo (V Ciclo Primavera Barroca - CNDM) y el Palacio de Festivales de Cantabria. Conocida por sus aplaudidas colaboraciones con el contratenor Andreas Scholl o los violinistas Viktoria Mullova y Giuliano Carmignola, la Accademia Bizantina cuenta con una extensa lista de grabaciones para los más importantes sellos discográficos, como Deutsche Grammophon, Harmonia Mundi, Decca, Onyx o Naïve, entre otros. Coincidiendo con su paso por España, y la salida al mercado este mes del doble CD Concerti per archi III e Concerti per viola d’amore, con Alessandro Tampieri como solista, para la prestigiosa Vivaldi Edition (Naïve), RITMO realizó una entrevista colectiva con la Accademia Bizantina. 

La Accademia Bizantina en 3 preguntas 

OTTAVIO DANTONE

¿Qué significa para ti tocar en AB?

Significa poder expresarme con la máxima libertad, y probar emociones  compartidas. Después de tantos años de experiencia común, tengo la impresión de que la música surge naturalmente de mi clavicembalo. 

¿Qué hay en tu vida además de la música?   

Mi familia, en la que además del amor, también está siempre presente la música.           

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

La primera vez en México asistí a un eclipse de sol en un poblado indígena. 

ALICE BISANTI           

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Este año, celebro mi décimo aniversario como violista de la Accademia Bizantina. Para mí, significa conocer en profundidad ese código interpretativo no escrito, interiorizado y compartido por todos los miembros, que es la verdadera fuerza de cada ejecución nuestra.

 ¿Qué hay en tu vida además de la música?

En la vida no me paro nunca: la familia por encima de todo; amo la buena cocina y me dedico a la educación de los más jóvenes.

 Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

La Musikverein de Viena, que mi padre me hacía admirar en televisión cada primero de enero.

 PAOLO BALLANTI

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Tocar en AB es mi vida; formo parte desde su fundación. La Accademia es mi grupo, es una pequeña sociedad compleja, en la que puedo expresarme musicalmente ofreciendo mi aportación dentro de una visión compartida.

 ¿Qué hay en tu vida además de la música?

La familia, mis hijas, mi pareja, el mar y navegar en mi velero.  

 Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Jerusalén, un lugar donde no se ha perdido un solo minuto del pasado.

 MAURO VALLI

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Para mí, tocar en AB es como volver a casa; después de años de ausencia, he regresado a este grupo que he fundado junto a otros pocos músicos que todavía están presentes hoy. Y, obviamente, es bonito volver a casa y, en especial, colaborar de nuevo con un gran músico como Ottavio Dantone y reencontrar amigos que no veía desde hace mucho tiempo.

 ¿Qué hay en tu vida además de la música?

Además de la música, tengo una familia maravillosa, mujer, hijos, hermanas, mamma... Vivo en una granja en la montaña, donde produzco vino, aceite de oliva, fruta y verdura y donde tengo dos yeguas, una cerda, ocas, gallinas, un perro y un gato.   

 Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

El Carnegie Hall en Nueva York, por la magia del sonido y del ambiente, y por haberme reunido con muchos parientes que no había conocido antes.

 ALESSANDRO TAMPIERI       

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Comencé a tocar en Accademia Bizantina en 1986, con 16 años. He tenido otras muchas experiencias importantes, pero la casa, el laboratorio, el lugar donde la unión de las capacidades individuales siempre ha sido admirablemente superior a su suma efectiva, donde consigo siempre sentirme feliz, inspirado y satisfecho como artista, ese lugar es siempre la Accademia Bizantina.

 ¿Qué hay en tu vida además de la música?

¿Además de la música? ¡Está la otra música! Y esto abraza todo: mi familia, mi mujer, mi hija y todos los seres cercanos. Ah... también está el running, que desde hace ya ocho años me ayuda a ser un músico más tranquilo, preparado y entusiasta.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

América Latina y México, en particular, porque ha sido mi primera gira larga (con AB). Tenía 19 años, me había impregnado de literatura latinoamericana y me enamoraba de todo.

MAURO MASSA          

¿Qué significa para ti tocar en AB?

La posibilidad de hacer el trabajo que siempre he deseado en un ambiente tranquilo y siempre estimulante, que me permite mejorar constantemente. 

¿Qué hay en tu vida además de la música?

Cocinar, perderme caminando en una ciudad que no conozco, beber café y ver los partidos de fútbol del Napoli.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Rio de Janeiro, por la belleza, la gente y la feijoada con samba del sábado por la tarde.

TIZIANO BAGNATI      

¿Qué significa para ti tocar en AB?

Ya hace casi veinticinco años que colaboro con AB; me considero un músico privilegiado porque he tenido la posibilidad de seguir creciendo en la experiencia musical, compartiendo con otros componentes del grupo una poética común y una profunda amistad. Debo mucho a nuestro director Ottavio Dantone, que ha conseguido poner en valor nuestras personalidades.

¿Qué hay en tu vida además de la música?   

El amor por mi mujer, mis cinco hijos y por el mármol blanco que tallo cuando tengo un poco de tiempo libre. Me gusta ir a buscar setas en los bosques y compartir la buena comida con los amigos.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

2017, Venecia, Palazzo Ducale. Tocamos con intensidad, pasión y sobre todo en un lugar de la ciudad donde vivo, que deseaba que conocieran los amigos de AB. 

DIEGO MECCA

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Me gusta el enfoque de la partitura que tiene Ottavio, el modo de transmitirnos su pensamiento y la atención en responder a nuestras dudas. Conseguir valorizar el rol de una parte interna, raramente en primer plano, “gregaria” como la de la viola, aporta un sentido de satisfacción infinitamente valioso. 

¿Qué hay en tu vida además de la música?               

Los juegos de mesa. Citando a Platón: “se puede saber más de una persona en una hora de juego, que en un año de conversación”

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Sin duda, Nueva York: la iluminación “de día” de Times Square te deja sin respiración.

PAOLO ZINZANI

¿Qué significa para ti tocar en AB?               

Significa pasión, emoción y compartir. Soy miembro fundador de AB y, desde el primer día, vivo con orgullo y entusiasmo esta ocasión de crecimiento musical y humano que, a lo largo de los años, se ha materializado tocando juntos. Siempre ha sido extremadamente estimulante sentirse cercano a músicos y colegas extraordinarios. 

¿Qué hay en tu vida además de la música?   

En mi vida, además de la música, está todo lo que gira en torno a la familia, y la esfera emocional, y además, también están los amigos y mi hobby: ¡la moto!        

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Más que un lugar, lo que más me ha emocionado es la sensación de energía positiva transmitida desde la hospitalidad de quien te acoge y del calor de quien te escucha. Imposible hacer una clasificación.

ANA LIZ OJEDA

¿Qué significa para ti tocar en AB?                

Para mí, tocar en AB significa realizar un sueño que tenía desde cuando era pequeña y escuchaba los primeros discos de música antigua, soñando con poder hacerlo también yo algún día. Ciertamente, no imaginaba llegar a tocar en AB con Ottavio Dantone y disfrutar la música a este nivel.       

¿Qué hay en tu vida además de la música?

Además de la música, hay un espacio para la lectura, el cine y la actividad física. Tengo que decir que me gusta mucho compartir con los amigos, y el relax.    

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Es difícil. He recorrido medio mundo por motivos artísticos, pero también por viajes de placer. La Patagonia chilena, soy de allí.

ANDREA ROGNONI     

¿Qué significa para ti tocar en AB?

Ya hace casi quince años que colaboro con Accademia Bizantina, y siempre encuentro estimulante el poder compartir con los colegas músicos, emociones, ideas y consejos para poder crecer musicalmente y humanamente.       

¿Qué hay en tu vida además de la música?

La música ocupa mucho espacio en mi vida, conciertos, estudio, investigación y enseñanza, pero mi familia permanece en primer lugar.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?        

Habiendo recorrido más de medio mundo, podría citar varios lugares, pero Japón es el que más me ha fascinado.

NICOLA DAL MASO

¿Qué significa para ti tocar en AB?

Tocar en Accademia Bizantina significa reencontrar los amigos con los que he crecido musicalmente y humanamente. Todo es espontaneo y natural porque, junto a Ottavio, hemos construido un lenguaje en el que todos nosotros nos reconocemos. Los conciertos son pura diversión.

¿Qué hay en tu vida además de la música?   

La música es gran parte de mi vida, pero sin la fuerza que me da mi familia nada de lo que hago sería posible.           

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Más que los lugares, me emocionan las personas, la calidez y la alegría de vivir que he encontrado en las giras por Chile, Argentina y México; tendrán siempre un lugar especial en mi corazón.

LISA FERGUSON

¿Qué significa para ti tocar en AB?    

Para mí, tocar en AB es como formar parte de una familia. Experimentamos muchas cosas diferentes, pero mi preferida es cuando trabajamos todos juntos una ópera y tenemos la oportunidad de escuchar a Ottavio mientras trabaja con los cantantes. Siempre aprendo algo nuevo.

¿Qué hay en tu vida además de la música?

Está mi familia y mis amigos. Me gusta cocinar, comer, viajar e ir a la montaña. Me gustan las cosas simples y genuinas.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?        

Cualquier sitio donde se puede disfrutar de la naturaleza incontaminada. Me han gustado casi todos los sitios porque cada uno tiene sus particularidades.

GIOVANNI VALGIMIGLI          

¿Qué significa para ti tocar en AB?

Intentar servir a la música lo mejor posible en un grupo, que está entre los intérpretes más significativos de la música antigua.

¿Qué hay en tu vida además de la música?

Familia y amigos.

Has recorrido medio mundo, ¿cuál es el lugar que más te ha emocionado y por qué?

Beirut…

Por Antonio Aroca 

Revolution

por Ottavio Dantone, director musical y artístico 

El proyecto “Revolution” no es, en realidad, un proyecto, sino la consecuencia lógica de un recorrido musical, de un viaje que, si bien no es necesariamente una meta preestablecida, recorre en su itinerario un camino con diferentes etapas. Cuando hace más de cuarenta años comencé a ocuparme de la filología musical, me di cuenta que la música, sobre todo la antigua, no era solo un arte intuitivo o abstracto, sino que poseía códices, gestos, comportamientos y emociones que constituían un verdadero y propio lenguaje expresivo. También observé que el estudio de los tratados, tanto teóricos como prácticos, aun siendo inmensamente valioso para el conocimiento de una cierta praxis ejecutiva, no era en absoluto suficiente para poseer y comprender la poética que podía ocultarse en la mente y en el alma de quien había creado una composición musical; la investigación y la exploración de todos los aspectos que la rodean, el terreno y la materia de las emociones y de su componente semiológica se convirtió en una constante, casi frenética.

Llegado a este punto en mis estudios, considero que materias como historia e historiografía, sociología y filosofía, pueden, sin duda, enriquecer e integrar los conocimientos musicales y musicológicos. En lo que respecta, en cambio, al aspecto de las emociones puras, la verdadera y gran ayuda puede venir del análisis y la asimilación de las relaciones tan estrechas que transcurrían entre la música y la palabra. De hecho, la “Teoría de los Afectos” y la “Retórica musical” no solo fueron instrumentos indispensables para determinar una cadena que uniera creador, ejecutor y consumidor (destinatario), a través de códigos semánticos-emotivos, sino que representan todavía hoy la verdadera puerta temporal que puede acercarnos lo más posible al significado original (por tanto, el más fuerte emotivamente, el más convincente) que el autor tenía en mente.

Esto no significa, en absoluto, mortificar la contribución del intérprete moderno, sino más bien al contrario, es decir, debería constituir la base de conocimiento estético necesario para poderse liberar plenamente en la expresión de la música. El encuentro con la Accademia Bizantina me ha permitido compartir, en profundidad, estos conceptos con otros músicos, partiendo propiamente desde el análisis de la música del siglo XVII, que independizándose de los esquemas y del apoyo de la música vocal, lanzaba las bases del lenguaje de los siglos venideros. La costumbre de hacerse preguntas sobre el sentido y el significado de cada gesto expresivo, nos ha llevado paulatinamente a considerar los contenidos de la partitura, observando en ella la evolución a través de las épocas, descubriendo que los cambios estéticos y los matices expresivos, aun modificándose, mantenían un vínculo, es decir, un hilo conductor que nos ata y nos acompaña en el tiempo, una mirada constante al pasado y contemporáneamente al futuro. Porque así evoluciona la música, con momentos históricos y autores, particularmente fecundos desde el punto de vista experimental, como en el caso de los hijos de J.S. Bach, que recogieron la herencia del más grande y sorprendente fenómeno de la historia de la música, y nos proyectan idealmente en la estética revolucionaria del romanticismo, en la que la naturaleza humana toma el control sobre la racionalidad del Iluminismo.

Todos los músicos posteriores tuvieron que enfrentarse al pasado, sin poder prescindir, sobre todo, de la influencia y de la impresionante potencia compositiva de J.S. Bach, que a su vez fue un memorable transmisor de estilos, formas, y caracteres a través de las épocas musicales. En mi opinión, es impensable afrontar una composición, del autor que sea, sin tener en cuenta las influencias que pueda haber tenido.

En las partituras del siglo XIX, encontramos innumerables reminiscencias de aquellos gestos y códigos semánticos que mencionaba al principio, y que sobreviven de los siglos precedentes, a veces detalles aparentemente ocultos que ciertamente pueden influenciar de forma determinante el resultado musical, expresivo y emocional.

Este proyecto quiere demostrar que no solo los instrumentos antiguos (en el fondo, solo un medio para comunicar de forma más fácil la música del pasado), sino, sobre todo, la comprensión y el conocimiento de los orígenes y la evolución del lenguaje, pueden conferir la autoridad necesaria para hacer revivir plenamente las emociones de la música a través de los siglos.

Por tanto, una orquesta barroca como la Accademia Bizantina puede acercarse, con pleno derecho y con la honestidad intelectual fruto de escrupulosos estudios, al repertorio clásico y romántico, con la misma naturaleza y sinceridad que caracteriza un viaje comenzado hace veinte años y que nunca tendrá fin. 

Esquina inferior izquierda Esquina inferior iderecha
Portal web DotNetNuke por DOTWARE tecnología a punto   GEN. 0,0849834 s