Esquina superior izquierda Esquina superior derecha
Con nombre propio

Información disponible en la nueva WEB

www.ritmo.es

 

Un punto de encuentro con las actividades de
artistas y gestores musicales

Danzas imaginarias

Danzas imaginarias
Publicado: Noviembre 2016
Música instrumental del medioevo europeo

Aprovechando la presentación en el sello Cantus de “Danzas imaginarias”, nuevo disco de Eloqventia en su formato de dúo, conversamos con el flautista y fundador del grupo Alejandro Villar

Háblenos de Eloqventia ¿cuándo y por qué surge el ensemble?

Eloqventia es un proyecto personal que inicié en 2009 con intención de dar a conocer mi particular enfoque de la monodia lírica y el repertorio instrumental del medioevo, música a la que siempre he estado bastante ligado por mi condición de flautista de pico. El grupo tiene una formación variable que va adaptándose a las exigencias de cada programa. Puede presentarse a dúo como en el disco, o con una variada plantilla de instrumentistas y cantantes como en nuestro reciente espectáculo músico-teatral sobre el Libro de buen amor del Arcipreste de Hita “Cantando al amor”, que ha formado parte de la Temporada 15/16 del CNDM.

¿Qué puede decirnos sobre este programa concreto del disco?

Es posiblemente la propuesta más original de Eloqventia y, sin duda, la más característica. La idea empezó a desarrollarse hace años cuando, tras una invitación para ofrecer un concierto a dúo con el percusionista David Mayoral, ambos nos dimos cuenta de que el repertorio de danzas medievales funcionaba perfectamente con esa reducidísima formación, e incluso nos permitía alcanzar mayor grado de sutileza, aspecto éste que quizás se pierde un poco en agrupaciones más numerosas. Tanto para David como para mí, este programa se ha planteado desde el primer momento como un auténtico reto profesional pues nos ha obligado a explorar constantemente nuevas sonoridades y llevar al extremo las posibilidades técnicas de los instrumentos que utilizamos.

¿Cuáles son exactamente esos instrumentos?

Yo toco distintos tipos de flautas de pico, flauta doble, gemshorn, flauta de bambú y una symphonia o zanfona medieval; David, panderos, panderetas, tamburellos, darbukas, campanas, cascabeles y un dulcimer o santur. Una de nuestras premisas ha sido siempre conseguir la variedad tímbrica necesaria para evitar la monotonía que, a priori, puede asociarse a una formación tan pequeña como el dúo. Por eso hemos ido eligiendo distintas combinaciones instrumentales en función de las características y el origen de cada pieza. Si interpretamos una istanpitta italiana uso, por ejemplo, una flauta doble similar a la que aparece en la iconografía del trecento y si, por el contrario, tocamos una muwashaha andalusí, utilizo la flauta de bambú, que tiene una sonoridad próxima al ney, acompañada de darbukas, cascabeles y otros instrumentos orientales de percusión.

En cuanto al repertorio ¿cómo se han seleccionado las obras?

El programa se ha ido confeccionando poco a poco, pues antes de grabarlo dedicamos mucho tiempo a la preparación y rodaje del mismo por distintos festivales europeos (Sevilla, Madrid, Santander, Ravenna, Berlín, Potsdam...). Sin todo ese trabajo previo hubiera sido imposible alcanzar el grado de complicidad necesario para que el diálogo entre flauta y percusión resultase natural y espontáneo. Finalmente, las piezas elegidas han sido una estampie francesa del Chansonier du Roi, cinco istanpitte italianas, una canción del trovador Guiraut Riquier en versión instrumental y el famoso Polorum Regina del Llibre Vermell. Junto a estas músicas heredadas de la Europa cristiana occidental, interpretamos también dos moaxajas andalusíes y una obra sefardí, con el fin de trazar una visión completa del panorama musical de los siglos XIII y XIV que, como es bien sabido, estuvo caracterizado por su multiculturalidad.

Y el título “Danzas imaginarias” ¿a qué se debe?

Refleja nuestro planteamiento interpretativo. Está claro que los conocimientos que tenemos del medioevo son limitados, por eso el intérprete actual ha de aproximarse a estas músicas asumiendo que la especulación va a ser inevitable en su trabajo. Pensamos que estas danzas que tocamos son imaginarias porque, en definitiva, surgen de nuestra propia fantasía creativa, convirtiéndose en recreaciones libres de las escuetas líneas melódicas que nos han legado los códices medievales, enriquecidas gracias a la ornamentación y la improvisación.

CD - Referencia: Cantus C9646
Alejandro Villar, flautas
David Mayoral, percusión

www.eloqventia.com

www.facebook.com/eloqventia

www.youtube.com/eloqventia

Foto: Eloqventia, formado por Alejandro Villar (flautas) y David Mayoral (percusión).
Acred: Pablo Fernández Juárez 

Por: Lucas Quirós 

Esquina inferior izquierda Esquina inferior iderecha
Portal web DotNetNuke por DOTWARE tecnología a punto   GEN. 0,0156125 s